DIFERENCIAS BÁSICAS ENTRE DIABETES TIPO 1 Y DIABETES TIPO 2

Published by Francisca Arce on

La diabetes es una enfermedad en la que se presentan concentraciones elevadas de glucosa en sangre de manera persistente o crónica. Existen dos tipos fundamentales de diabetes: la Diabetes Mellitus tipo 1 (DM1) y la Diabetes Mellitus tipo 2 (DM2). Estos dos tipos de diabetes se diferencian en las causas que las provocan, los síntomas, las características, el tratamiento, y la edad de las personas a las que afecta. A continuación, veremos las principales características y diferencias.

La diabetes tipo 1 (DM1)

Aunque la diabetes tipo 1 puede desarrollarse en adultos, se caracteriza porque tiene mayor incidencia entre los jóvenes y los niños. En este tipo de diabetes, el propio sistema inmune del paciente produce una destrucción de las células beta del páncreas, lo que origina una deficiencia total de insulina. La insulina es la hormona que permite que la glucosa de los alimentos pase a las células del organismo.

No se puede prevenir la aparición de la diabetes tipo 1, y tampoco se conocen las causas que la provocan. Se caracteriza por ser crónica, ya que una vez que ha aparecido, la enfermedad no remite y requiere llevar un tratamiento de por vida. Las personas diagnosticadas de diabetes tipo 1 han de administrarse inyecciones de insulina a diario o bien estar conectados a una bomba de insulina para poder llevar un control adecuado de sus niveles de azúcar en sangre.

La diabetes tipo 2 (DM2)

Aunque la diabetes tipo 2 puede afectar a personas de cualquier edad, incluso niños, se desarrolla con mayor frecuencia en personas adultas y mayores. La obesidad y vida sedentaria son, entre otros,  algunos de los factores que pueden provocar este tipo de diabetes. La mayoría de las personas con diabetes tipo 2 pueden producir insulina, pero no en las cantidades suficientes que el organismo necesita para su correcto funcionamiento.

En muchos casos, y en clara diferencia con la diabetes tipo 1, la diabetes tipo 2 puede prevenirse si se mantienen unos hábitos de alimentación saludables y se combinan con una actividad física moderada.
Estas son algunas de las diferencias más significativas entre uno y otro tipo de diabetes:

DIABETES TIPO 1 DIABETES TIPO 2
El cuerpo no produce nada de insulina Producción de insulina insuficiente
Es diagnosticada en su totalidad (no remite) Muchas personas no saben que la tienen durante años
Es causada por un ataque del propio sistema inmune Es relacionada con obesidad, sedentarismo y causas genéticas
No se puede prevenir Se puede prevenir y atrasar su aparición con dieta sana y actividad física
No tiene cura No existe cura, pero con el tratamiento adecuado puede remitir

En cuanto al tratamiento de los dos tipos de diabetes podemos observar qué requiere cada uno de ellos en la siguiente tabla:

DIABETES TIPO 1 DIABETES TIPO 2
Requiere administración de insulina de manera externa En ocasiones requiere administración de insulina, pero no generalmente
No requiere administración de medicamentos orales Requiere administración de medicamentos orales en caso de no responder a dieta y ejercicio
Requiere control de dieta. Se debe ajustar dosis de insulina a cantidad de alimentos La dieta se debe planificar
Requiere actividad física para evitar complicaciones La actividad física es parte el tratamiento
Se debe controlar azúcar en sangre a diario Se debe controlar azúcar en sangre regularmente
Se debe controlar presión arterial Se debe controlar presión arterial
Se debe controlar niveles de colesterol Se debe controlar niveles de colesterol

Por último, en lo que sí coinciden los dos tipos de diabetes es en las complicaciones que ambas pueden producir a largo plazo si se mantienen niveles altos de glucosa en sangre de manera continua:

  • Problemas cardíacos
  • Nefropatías
  • Neuropatías
  • Pie diabético
  • Problemas relacionados con la visión
  • Trastornos óseos y de las articulaciones
  • Complicaciones cutáneas
  • Problemas en el aparato digestivo
  • Disfunción sexual
  • Problemas en los dientes y las encías

Francisca Arce Sánchez

Viviendo con Diabetes Tipo 1 hace 20 años

Categories: Uncategorized

0